Seguidores

jueves, 10 de marzo de 2016

EMPEÑO.

Afortunado el que se honra de amar a su ESPOSA.
El que se enorgulleze de seguir junto a su AMADA.
El que lucha cada segundo de su vieja existencia por ofrecer AMOR a su adorada mujer.
Dichosa la que a base de ternura y paciencia abarca toda la atención de su AMADO.
Orgullosa debe sentirse la mujer anciana que apoya a su viejo esposo en todo momento.
Dignos deben ser los dos de airear su AMOR, desde el principio al fin de sus VIDAS.
Es maravilloso sentir esa PAZ entre DOS.
Es increible percibir tanto AMOR.
Estoy encantada de trabajar con mis JEFES.
Los dos me aportan TANTO.
Esta parejita de enamorados, esta parejita de ancianitos nunca llegarán a saber cuánto les QUIERO....
Nunca alcanzarán a comprender TODO lo que han aportado y siguen aportando a mi VIDA.
Puede que mi JEFA sepa cuánto la necesito. Seguramente SÍ; porque se lo digo a diario. Hablo con ELLA con tanta libertad y confianza. Que sabe que forma parte de MI.
Él nota mi cariño; es algo más reacio a las caricias. Pero me demuestra con sus gestos de agradecimiento que me estima. De vez en cuando esboza una sonrisa de sutil gentileza. En ocasiones me gasta bromas, le encanta sentirse escuchado.
Así que cada cual a su manera sabe ofrecerme tanta riqueza...
Y yo,
espero y deseo seguir así durante mucho tiempo.
Que Dios permita que se mantejan a mi lado lo máximo posible.
LOS ADORO.
GRACIAS SEÑORES GOMEZ.