Seguidores

domingo, 22 de mayo de 2016

LA LLAMADA.

Siente la fuerte llamada; pon toda tu atención.
Escucha discretamente, sutilmente.
Es la única forma que posees para llegar a oir esa VOZ.
Yo intento adivinar entre débiles silbidos esa VOZ.
Puedo alcanzar la suave melodía, el suspirar, el respiro, el susurro.
Y me quedo atónita, impasible, inmovil.
No soy capaz de quebrar tal PAZ.
No debo atreverme a inmicuirme en esa dulce CALMA.
Mi despertar es temprano; apenas amanece.
Ya puedo escuchar el sonido de las palomas.
Yo paseo tranquilamente por esas calles vacías, tranquilas. Mi barrio duerme.
Es grandioso poder alcanzar la inmensa tranquilidad del amanecer. Mientras los sonidos de la naturaleza te embuelven.
Los árboles bailan al son del aire de la mañana.
La ciudad empieza a moverse lentamente.
Y yo decido emprender mi camino hacía un destino. En busca de mi ser más querido. Voy en busca de mi hermana CARMEN.
Inicio mi viaje, con tranquilidad y sosiego.
Me satisface llegar al final del camino, confiando en encontrar a mi HERMANA, en buenas MANOS.
Y confirmo mi angustía, la veo tan feliz al lado de su hija SANDRA.
Las siento tan unidas, puedo alcanzar la GLORIA.
Ahí están ELLAS. En plena higiene.
Mi hermana queda azicalada.
Me puedo sentir agraciada por tener a mi SOBRI.
ESA SANDRA QUE CUIDA DE SU MADRE.
Esa mujer que nunca falla; que está cuando más se la necesita.
Que es tan ¡ increible !
Tan capaz de afrontar todas esas situaciones límite.
En su DON, se aprecia la bondad, la sabiduría, la experiencia, la inteligencia.
SE INTUYE UN AMOR INALCANZABLE.
Yo lo percibo SOBRI.
ME SOBRAN LAS PALABRAS.
TU SABES LO QUE SIENTO POR TÍ. ME CONOCES.
ESTOY TAN ORGULLOSA.

NECESITO DARTE LAS GRACIAS.

QUERIDA HERMANA. QUIERO DECIRTE QUE TIENES UN ÁNGEL.

La vida no te ha propiciado un final feliz.
Pero el Todo Poderoso, te ha brindado la oportunidad de tener a tu lado a la persona que creo que más te quiere.... TU HIJA.

ES LO QUE SIENTO.

SANDRA:
Deseo escribir este texto que te hace partícipe de mi experiencia.
No he podido estar al 100 por 100, a la altura.


Aún así me siento tan feliz, sé que tu aura esta presente a cada instante.

ESO ME BASTA.

ME SOBRA.

Como tú dices; ha pasado lo peor. A partir de ahora ADELANTE, luchemos con todas nuestras fuerzas.
Seguiremos unidas, poseemos una FUERZA; que nos engrandece.

Simplemente es lo que hay, es lo que tenemos. PERO ES TAN GRANDE; nada puede vencernos. NADA, ¿ verdad ?

LO SABEMOS.

IDEM.