Seguidores

domingo, 25 de septiembre de 2016

LA VIDA TE CAMBIA EN CUESTIÓN DE SEGUNDOS.

Este fin de semana, ha sido muy especial.
Por varios motivos.
Lo mas preciado es que lo he compartido con las personas que han querido estar a mi lado.

Hemos podido disfrutar de una estancia en un precioso HOTEL de cuatro estrellas. En realidad, es lo de menos.
Porque juntos hubiéramos estado a gusto en cualquier lugar.
Pudimos disfrutar de nuestra compañía, con total libertad.

Algún contratiempo, que era de esperar. Pero nada fuera de control.

Nos hicimos nuestro pequeño hogar a nuestro antojo.
Supimos disfrutar y sacar el máximo partido a nuestra experiencia familiar.
Y me siento orgullosa. Pues hemos estado unidos, que para mí es lo más importante.

La estancia no ha podido ser más gratificante. Todos hemos sabido escoger lo que más nos agradaba. En solitario y en grupo. SIN DISPUTAS.
El primer secreto de la buena convivencia; es amoldarte los unos a los otros. OS suena?
AMAOS LOS UNOS A LOS OTROS, COMO YO OS HE AMADO.

Supimos establecer un círculo cerrado,y a la vez abierto a nuevas experiencias.
GRANDES, nos mantuvimos en nuestro sitio. Hasta que tuvimos que reaccionar, y sacar las garras.
No costó mucho, sinceramente.
Ya teníamos las armas necesarias, ya conocíamos el lugar. ESTÁBAMOS PREPARADOS JUNTOS PARA EL DESAFÍO.

Y EMPEZAMOS A ARRASAR CON NUESTRA PRESENCIA.

Todos se hicieron eco de nuestra presencia. Entre otras razones, porque supimos comportarnos con humildad y respeto.

Se nos ofreció todo tipo de ventajas. Viajamos con mascotas. TODO IBA SOBRE RUEDAS.

El personal del HOTEL impecable.

UNA BUENA ESTANCIA EN UN HOTEL DE CUATRO ESTRELLAS.