Seguidores

domingo, 20 de noviembre de 2016

EXCEPCIONAL.

Es la mejor forma que dispongo para enumerar un increíble fin de semana.
Inmersa en una PAZ que agradezco poder alcanzar.
Junto a MI HIJA MAYOR. Acompañada de dos de sus buenas amigas.
Disfrutar a tope por el bienestar de los que te acompañan; no tiene definición.
Se puede ser FELIZ, sin grandes logros materiales.
Eso pude experimentar en mis carnes.
Desde el mismo instante en que nos reunimos. Todo fluyó con total armonía.
Creo que pudimos relajar nuestros cuerpos y nuestras almas. Al unísono.
Desde el principio al fin.
Con esa pequeña experiencia, grande en su más mínimo detalle. Con eso me quedo. Con la intervención de todas vosotras. Me habéis hecho pasar un rato inolvidable.
Hechos como éste se deberían repetir más a menudo. LLENAN EL ESPÍRITU.
Recargan pilas. Engrandecen nuestras ALMAS.

OS DOY GRACIAS QUERIDAS ALIADAS DE MI HIJA.
AGRADEZCO DE TODO CORAZÓN VUESTRA PRESENCIA EN NUESTRAS VIDAS.