Seguidores

martes, 1 de noviembre de 2016

YAGO.

Si el ÁNGEL que salvó de cometer una locura, al protagonista de QUÉ BELLO ES VIVIR; se llama CLARENSCE.
Mi ÁNGEL se llama YAGO.
Me lo han enviado desde el cielo, otros ÁNGELES que me protegen.

En el momento de verle, ya supe que era especial.
Sentado tranquilamente, mientras ojeaba el diario. Vestía color blanco impoluto. Su pelo brillaba. Sus ojos resplandecían; nítidos, azules, me deslumbraron al unir nuestras miradas.
No podía dejar de mirarle. El me observaba, esperando la ocasión para dirigirse a MÍ.
Respetuosamente cuando descubrió que era el momento....

Se acercó a nuestra mesa. En la que compartía un café con mi HERMANA CARMEN.

Antes de nada nos pidió disculpas. En todo momento se excusaba. Hablaba tan dulce y directo a la vez.
Fue imposible no entender su mensaje.
Mantuvimos los tres una charla, de la cual pudimos exprimir unos de otros; los mejores sentimientos.
En esa mesa; se respiraba PAZ.
Me atrevería a decir que incluso AMOR.

YAGO, sutilmente me puso a prueba. En un principio me dejé llevar. Me transmitió confianza.
Segundos después, algo me alejó de él.
Nos retamos, nos enfrentamos, nos batimos en el duelo de las energías.
Y llegamos a entendernos.
Más bien YO alcancé a comprender su visita.
EL NO IMAGINA TODO LO QUE ME APORTÓ.
Espero que lo sepa de algún modo. Imagino que SÍ, ya que posee ese DON.
La empatia nos unió para siempre.
Perdió su valioso tiempo con nosotras. Aun teniendo otras obligaciones.
Y supimos agradecer su PRESENCIA.

YAGO, es un SEÑOR. Sin más; no es necesario entrar en detalles de su vida.

ÁNGEL YAGO:

Te debo dar GRACIAS. Te debo respeto. Tu educación no es vista en los últimos tiempos. Tu experiencia, demuestra tu inteligencia. Tus viajes, aportan toda esa vitalidad, todo el aprendizaje que has adquirido. Tus 75 años; por cierto debo decir, que TAN BIEN LLEVADOS.
Seguramente porque eres un SER TAN ESPECIAL.
Tus palabras sonaban a música. Tus frases eran tan claras. Tus gestos me derrotaron. TU FORMA DE SER. TODO TU YAGO, me pudiste envolver en tu manto protector.

Desapareciste..... Mantengo la esperanza de volverte a ver.

Y le doy GRACIAS A MIS ÁNGELES QUE DESDE EL CIELO ME APOYAN SIN MEDIDA.

Necesito pedir que mis queridos seguidores; vean la secuencia de la película: QUÉ BELLO ES VIVIR. En la que el protagonista decide quitarse la vida. Y aparece CLARENSCE.

Será la forma de que todos puedan entender lo que VIVÍ en ese preciso momento.
Mi experiencia fue idéntica a la de JAMES STEWART.