Seguidores

jueves, 27 de junio de 2013

SARA.

SARA, SARA, SARA.
Mi niña bonita, mi niña maravillosa, mi niña especial, mi niña , mi niña, siempre mi niña.
Sara es sin duda, mi sobrina más especial; especial para mí, especial en todos los sentidos. Si he de escribir sinceramente es la que más cerca siento, es con la que más compenetrada me siento. Nos entendemos a las mil maravillas, nos sabemos escuchar, nos sabemos distanciar; si es necesario. Nos sabemos encontrar, si la ocasión lo requiere. Me cuesta mucho decir esto, pero es lo que pienso. Sara es una persona que nunca me falla, que siempre puedo contar con ella, que le debo mucho. Que en algunos momentos de mi vida, cuando más lo he necesitado, ha estado pendiente de mí. Me ha acompañado en mis peores momentos, me conoce casi a la perfección. He llegado a compartir situaciones extremas con ella; las cuáles no he compartido con nadie más. Siempre me ha apoyado. Siempre logra tranquilizarme. Es como tener una hija, pero sin dar explicaciones. Sara se hace querer, es impresionante su forma de ser. Seguramente lo ha heredado de sus padres. He de mencionar que su madre es mi mejor amiga.
Sara es mi amiga en la distancia, es mi sobrina, nuestra sangre corren por nuestras venas conjuntamente.
No tengo palabras para definir a SARA, no tengo palabras para decir todo lo que siento. Ella me conoce, ella sabe lo que quiero transmitir, estoy segura de que ella lo sabe.
Sara nace a primeros de octubre. Se espera su nacimiento con alegría. Yo personalmente y VENTURA, deseamos su llegada, acompañamos en todo lo posible a los padres de la niña. Hacemos lo posible para que todo salga bien. Y la niña llega a este mundo, cargada de energía, sencilla, tímida, callada, incluso a veces parece que triste; le cuesta mucho reir. Pero tiene una preciosa mirada, con la que si eres capaz, comunica todo lo que siente.
Se convierte en una niña mimada por todos, es la hermana pequeña de una familia donde el hermano mayor, es el REY DEL MAMBO.
Pero ella poco a poco se hace su espacio, siempre sumisa a las órdenes de su hermano. Siempre atenta, siempre observadora, siempre atenta, siempre ocupando su segundo lugar. Y logra conquistar, mientras se va haciendo mayor; conquista a sus familiares. Tiene dotes de bailarina, tiene una gracia única. Participa de todo lo que le supone atraer a los que la quieren. Y lo consigue, dentro de su línea, la niña destaca precisamente por ser como es. Sencilla, discreta y entregada a tope.
Esa es mi SARA, esa es mi sobrina especial.
Pasa su infancia casi felizmente, pasa su juventud; intentando superarse  ella misma, intentando agradar a los demás. Le cuesta mucho sacrificio, porque ella arrastra su saber estar durante toda su adolescencia.
Pero es tan fuerte que logra superar todos sus miedos. Que demuestra a todo el mundo lo que vale.
Saca sus estudios, empieza a trabajar. No le importa nada, ni nadie. Sigue su camino. Es buena emprendedora, es buena luchadora, la vida la ha enseñado a ser fiel a sus principios. Es un lema que tiene aprendido, es legal, responsable, eficaz.....
Alli donde pisa, lo hace con seguridad. La gente lo sabe apreciar. Y ella va labrando su camino.
Y CONSIGUE TODO LO QUE SE PROPONE.
Y cuando se hace una mujer hecha y derecha. Se enamora como es natural. Tiene algún desamor; pero sale a flote.
Y en la actualidad vive felizmente en pareja.
Parece ser que ha conseguido unos de sus mayores logros. Está contenta, está feliz. Y yo me alegro; y comparto con ella su felicidad. Y le deseo todo lo mejor. Se lo deseo de todo corazón. Ella lo sabe.
Sara los has logrado, vas a tener un final feliz, tu destino te depara lo mejor, sobre todo porque tu has conseguido con tu lucha ser ESPECIAL. Ser SARA, como tu sabes. Ser Sara, tu misma, ser como nadie sabe, ser TU.
Te debo tanto, SARA.
El mérito de tu éxito es tuyo, sigue así, sigue siendo SARA.
Porque SARA no hay más que una.
No creo que exista nunca en esta vida un ser como tú.
No existe clon semejante a tí.
Disfruta SARA, VIVE SARA.
Tu Tia que TE QUIERE. O como tu dirías tu TITA.
MARIBEL.