Seguidores

domingo, 9 de junio de 2013

UN AÑO MÁS.

Ayer fue mi cumpleaños, y antes de ayer el de mi hijo.
Por ser casualmente casi el mismo dia. Muchos no se acuerdan de felicitarle a él. Otros nos felicitan a la vez, incluso me felicitan a mí y a él no.
Puedo perdonar esta confusión, la perdono realmente y sinceramente; porque después de todo los que más me importan se acordaron.
Y los que más me importan estuvieron a mi lado y al lado de mi NIÑO.
Así fue pasamos un día genial, en familia, juntos. Cominos, charlamos, todos juntos, los que forman parte de mi familia al fin y al cabo. Me prepararon una fiesta sorpresa, incluso con regalos. Pasé un dia maravilloso rodeada de los mios. De los que me quieren de verdad y a los que necesito junto a mí. Por eso doy gracias a Dios, por dejarme disfrutar de mi familia.
Quiero dar gracias a los que se han acordado de mi, aunque solo fuera por unos minutos. Pero se acordaron de felicitarme. Quiero dar las gracias a todos los que de verdad sintieron la necesitad de felicitarme. Y quiero dar las gracias a los que lo hicieron de todo corazón.
GRACIAS A TODOS.