Seguidores

miércoles, 22 de mayo de 2013

DE LOS 70 A LOS 80.

Aproximadamente en este década María rondaba los 10 años.
Una étapa crucial en su vida; de repente empieza a dejar de ser niña para convertirse en adolescente.
María tiene bonitos recuerdos de esa década.
Se dividía en dos mundos totalmente opuestos. En invierno acontencía todo alrededor del colegio, de su barrio de BARCELONA. y  en verano la cosa cambiaba. María se sumergía en un inmenso disfrute de las vacaciones.
La niña guarda grandes recuerdos con respecto a su aprendizage en la escuela. Recuerda todos los juegos con los amigos de su barrio. Recuerda que gracias a la SRTA M.CARMEN, pudo sacar el GRADUADO ESCOLAR. María no era una gran estudiante. Pero con el apoyo de su maestra pudo lograr su ansiado título. Y entonces surgía un gran dilema ¿que iba ha hacer la niña?. Citaron a su madre; para comunicarle que la niña no era una gran estudiante. Que lo mejor que podría hacer era acceder a realizar un curso de FORMACIÓN PROFESIONAL, algo que gustara a la niña, algo que no implicara un gran estudio.
Y María tenía claro que no incaría codos. Por lo tanto la decisión de su maestra le pareció bastante apropiada. El problema surgío cuando, ¿ dónde iba a cursar esos estudios?. Y con quién podia ir. Porque María tenía una gran amiga en el colegio de primaria, y por nada del mundo quería separarse de ella.
Y por esos misterios del destino; su amiga MONTSE T decidió hacer lo mismo que MARIA.
 Fabuloso estudiarían juntas y en el mismo CENTRO.
María debe empezar a separarse de sus amigos de la calle, de sus amigos de la escuela. Algunos a los que recuerda con gran cariño como a MIGUEL, A LOS HERMANOS VIÑALS, a KIKO, A LOS HERMANOS GONZALEZ, infinidad de amigos. Deseo que se sientan todos nombrados.
María ve como algunos de sus compañeros y compañeras, inician otro camino.
Ella no sabe bien lo que ha de hacer, pero cree que lo mejor será ir a estudiar con su mejor amiga.
María debe despedirse de sus amigos de la calle, va a cambiar de estilo de vida. Eso le duele en el alma.
Su padre le dice que es ley de vida, su madre lo mismo. Todo sea porque la niña prospere
María también cuenta con el apoyo de sus amigos de veraneo, todos le recomiendan lo mismo.
Ella tiene grandes charlas con su amigo PEDRO; por la sencilla razón de que él es un buen estudiante. Y recomienda a MARÍA para que labre un buen fúturo.
María recuerda alguna anécdota con respecto a esta situación. Los dos niños se prometieron ser amigos para siempre; se grabaron en su piel con unas ramitas: Siempre Juntos. Ellos sabían que durante el invierno estaban alejados. Pero intentaban sacar el máximo partido a sus pequeñas estancias juntos. Se comprendían, aunque no se consiguió que se AMARAN. Se conocían tanto, que incluso parecían hermanos.
Siempre tuvieron una gran comunicación, incluso podían llamarse por teléfono, escribirse cartas.....
Pero María regresaba a su rutina, a sus obligaciones.
Y en ese transcurso.................